Bueno, no todo es color de rosa, cada lugar tiene sus cosas buenas y cosas malas. Ya les hablé de las 7 razones por las cuales vale la pena vivir en China pero también tengo que hablarles de aquellas cosas que me hacen querer tener un teletransportador y poder volver mi querido Valparaíso, es lo que algunos llaman el “pekinazo”  y en el fondo son las diferencias culturales que hacen que “vivir en la China” no sea para todos.

1. Clima

Hay que decirlo, el clima de China es raro. Por ejemplo aquí en Beijing tenemos verano e invierno, el resto de las estaciones apenas se sienten. El invierno es seco (no nieva ni llueve) y las temperaturas están alrededor de -10 grados. Por lo menos aquí en Beijing tenemos calefacción central por lo que dentro de la casa es agradable pero en otras ciudades la calefacción central no es utilizada. Y en verano, muy húmedo y lluvioso, hay ¡tormentas eléctricas! Creo que el clima es una de las cosas que más me ha costado (y me seguirá costando) adaptarme.

2. Contaminación
Especialmente en Beijing, es un tema que nos ha puesto en las noticias de todo el mundo. La contaminación supera los niveles admitidos y especialmente en invierno, hace que nos duela la garganta y los ojos. Quizás lo peor de la contaminación es el efecto en el nuestro estado ánimo: levantarse por la mañana, mirar por la ventana y que no se vea el edificio del frente…. No dan muchas ganas de salir a la calle. Ver también esta entrada anterior sobre el tema de la contaminación.

Galería fickir con algunas imágenes

3. Son muchos chinos.

Jaja es algo un poco obvio, todos sabemos que hay mucha gente, especialmente en las grandes ciudades. Pero cuando además nos toca hacer fila, o subirnos al metro o tratar de encontrar una mesa disponible a la hora de almuerzo…. Ya uno se va dando cuando de los alcances que sean muchos. ¿La solución? Ir con las masas (no contra ellas) y armarse de paciencia.

4. Siempre seremos extranjeros.
Esto es un arma de doble filo, porque al igual que hay cosas donde los de “ojos grandes” tenemos ventajas, para otras no. Siempre sabrán que no entendemos lo que nos dicen (por más que uno se defienda con el idioma, hay cosas que uno no entiende) así que muchas veces tratarán de cobrarnos de más o simplemente, no atendernos. (Entiéndase por taxistas). En el fondo, nuestra apariencia ya pone una barrera entre “ellos” y “nosotros”.

5. El tráfico.
Bueno, para mi es algo menor porque yo soy fanática del transporte público, pero sí, el tráfico en las grandes ciudades es de temer. En parte porque son muchos chinos – véase punto 3- y en parte porque aún siguen con la dinámica de la bicicleta. Tratar de tomar un taxi (si encuentran uno rápido, véase punto 4) y llegar a tiempo es toda una aventura.

6. El idioma.

Aunque uno estudie mucho chino y viva muchos años aquí…. siempre de pierde de algo. Es que el idioma chino – como cualquier idioma es difícil – y por algo decimos cuando no entendemos “me estás hablando en chino”.  La constancia es la única forma de sobrevivir: preguntar lo que no se entiende, anotar las palabras, si alguien nos dice algo que no entendemos pedirle que lo anote para poder usarlo otra vez o hacer investigación previa.

7. Ruidos, olores y otras cosas
Es inevitable: la costumbre en China es que la gente tiende a escupir en público (de a poco a ido disminuyendo) y de forma bien sonora. También encontrarán eructos, olores diferentes y bueno, cosas a las que no estamos acostumbrados. Como decimos en Chile, es lo que hay, y uno termina acostumbrándose, aprovecha de usar mascarilla o lo que hago yo, coloco perfume en mi bufanda o a mi abanico.
Dentro de las “otras cosas” encontramos la clásica curiosidad china, donde “disimuladamente” te miran y hablan de ti como si no nos diéramos cuenta. Depende del carácter de cada uno, pero no puedo negar que hay veces que me molesta que quieran leer mi teléfono en el metro.

7 razones - odio

 

Bueno, aquí están mis 7 razones ¿tienen alguna ustedes? Como les decía, cada lugar tiene sus cosas buenas y cosas malas, ningún lugar es perfecto y cada uno de nosotros tiene que sopesar los pros y contras y decidir qué es lo que estamos dispuestos a ceder y que no al vivir en China.

Visitas: 1154

Etiquetas: Consejos, Emigrar a China, Vivir en China, enbeijing

Comentario por Marta Mariño el abril 11, 2014 a las 4:10am

Lo de que sean mucha gente a mí me fastidia especialmente en vacaciones nacionales: es el único tiempo que tienes para viajar y no puedes ir a ningún sitio porque está todo llenísimo!! Es muy frustrante.

Otra cosa que sigo llevando fatal es la lentitud exasperante de internet y la censura. 

Comentar:

¡Necesitas ser un miembro de Chinalati para añadir comentarios!

Participar en Chinalati

Notificaciones

Ícono del perfilolga y José Franco se han unido a Chinalati
Hace 13 horas
leticia meza uresti es ahora miembro de Chinalati
3 Jun
Paulino es ahora miembro de Chinalati
2 Jun
Freddie Navas (纳智杰) es ahora miembro de Chinalati
25 May
Ícono del perfilChibi y coco yao se han unido a Chinalati
19 May
SENSEI ha actualizado su perfil
18 May
Galyna es ahora miembro de Chinalati
13 May
Ícono del perfilChristopher Chacón Aguilera y Pedro Lavi se han unido a Chinalati
9 May
pepita ha actualizado su perfil
9 May
Ícono del perfilNorge, Mónica de Olañeta Girbau Raul Guillen se han unido a Chinalati
4 May
Lara Quero Pérez ha actualizado su perfil
4 May
Frank ha actualizado su perfil
3 May
Annahua es ahora miembro de Chinalati
24 Abr
julio es ahora miembro de Chinalati
19 Abr
Ícono del perfilxindiya y stefy silva se han unido a Chinalati
17 Abr
Fabiana Perez es ahora miembro de Chinalati
14 Abr
A Israel Ajnota le gusta el perfil de Israel Ajnota
12 Abr
A Israel Ajnota le gusta el perfil de Israel Ajnota
12 Abr
Mario Mendez y Gabriel Farias Iribarren son ahora contactos
12 Abr
Israel Ajnota es ahora miembro de Chinalati
12 Abr

© 2019   Creado por Chinalati.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...